Tipos de nieve para esquiar y para snowboard

tipos-de-nieve

Si eres de los que vives sobre esquís o sobre una tabla de snow, seguro que manejas información sobre el estado de tus estaciones de esquí favoritas. Conocer los diferentes tipos de nieve es básico y necesario si practicas uno de estos deportes de invierno. Estos conocimientos sumarán múltiples ventajas al desarrollo de tu actividad deportiva. Conocerás la calidad de cada tipo de nieve y cómo sacar el máximo partido para tu disfrute, además esta información hace que tengas en tu poder valiosos consejos de seguridad para evitar cualquier contratiempo.

Tanto si eres un experto como si quieres adentrarte en el maravilloso mundo del snowboard y el esquí, empápate de esta información y ¡disfruta!

¿Qué es la nieve y cómo se hace?

La nieve es una lluvia cristalizada en minúsculos trozos de hielo, normalmente ramificados. Este proceso proviene tras haberse congelado pequeñas partículas de agua que están suspendidas en la atmósfera terrestre. Para que este fenómeno ocurra la temperatura atmosférica debe ser siempre inferior a 0ºC, condición necesaria para que el vapor de agua atmosférico se transforme en copos de nieve.

Nieve Polvo, el oro blanco

nieve-polvo

La nieve polvo es, quizá, el tipo de nieve más deseado por los esquiadores. Carece de agua y es nieve, prácticamente, seca. Si caminas sobre ella tus pies se hundirán, por el contrario es la que más rapidez te dará se esquías sobre ella. La nieve polvo es el fetiche de los esquiadores expertos por su finura y por la facilidad que tiene para deslizarse sobre ella. Es la más propicia para iniciarse en este deporte. Tiene un aspecto esponjoso. Esta nieve es un bien muy preciado ya que no es habitual encontrarla en las estaciones de esquí. Encontrarla es sinónimo de que ha caído recientemente. Una de sus grandes bondades es que si te caes el riesgo de lesión es bajo. Su textura hace que los golpes no sean bruscos al ser amortiguados por la suavidad de este oro blanco.

Nieve Primavera

nieve-primavera

Este tipo de nieve es propio de esta estación del año. Durante la primavera se pueden practicar deportes de invierno en la mayoría de estaciones, además, con más horas de sol y con temperaturas algo más agradables. Es posible que durante esta fecha aún haya nevadas, aunque el calor funde la nieve durante el día convirtiendo la textura de la nieve en agua. Por el contrario, cuando el sol cae y llega la fría noche en la montaña el agua vuelve a convertir a nieve en hielo. Estos cambios bruscos hace que la nieve primavera pase por tres fases:

  • Nieve dura: Presente desde que se puede practicar el ski con luz solar hasta mediodía. Muy recomendable para los más expertos sobre todo si disponen de un equipo con buenos cantos. Si te estás iniciando en esta práctica tus esquís serán blandos y esto dificultará la práctica del sky.
  • Nieve crema: Desde mediodía hasta las 3 de la tarde el sol derrite unos centímetros de la capa externa de la nieve convirtiéndose en nieve más blanda y suave. Si estás empezando esta temporada a esquiar, ¡esta es tu nieve!
  • Nieve papa: La nieve está mucho más derretida desde las 3 de la tarde hasta la hora de cierre y puede llegar a frenarte. Debes conocer muy bien las pistas si practicas deporte a estas horas, para que no tengas que hacer un esfuerzo extra.

Si vas a esquiar con cualquiera de los tipos de nieve primavera, es recomendable aumentar tu dosis de protección solar, ya que esta nieve coincide con la época del año en la que el sol quemará tu piel en alta montaña.

Nieve Dura

nieve-dura

Si te encuentras en mitad de un invierno correoso, pero hacía días que no ha caído un solo copo, la nieve de la pista a la que acudas estará hecha hielo. Si practicas snowboard la nieve dura no es tu mejor amiga, la fijación de la tabla a la nieve es pobre y dista mucho de las bondades que te da la nieve polvo. La nieve dura puede traer alguna complicación si no la conoces, pero sabiendo unos sencillos consejos podrás disfrutar del sky o snowboard sobre esta nieve hecha hielo:

  • Controla en todo momento la velocidad: disfrutarás más y ganarás en seguridad, sobre todo ante una frenada inesperada o giro brusco.
  • Afila los cantos de tus esquís. Este sencillo truco te ofrece facilidades para poder esquiar sobre nieve dura. Aunque los esquís podrán deslizarse levemente hacia los lados y tendrás la sensación de perder apoyo, realmente es la manera más segura de esquiar sobre esta nieve, ya que romperás unos milímetros de hielo que te ofrecen mejor sujeción en estas condiciones.
  • El apoyo debe ser en todo momento firme y sobre el exterior.
  • Si no es necesario, no hagas movimientos violentos. Con movimientos graduales, fluidos y progresivos no tendrás problema alguno.
  • Es posible que, estando bien afilados tus esquís, no tengas sensación de estabilidad. ¡TRUCO!: Fuerza levemente los cantos de tus esquís para cortar el hielo. Los días de nieve dura que el hielo sea más firme y rocoso, recuerda este consejo.

Nieve Granulada

La nieve granulada se forma por granos de hielo cuyo diámetro oscila entre los 2 y 5 milímetros. Esta nieve se forma en niveles altos de la atmósfera al darse dos fenómenos a la vez: ausencia de vapor de agua casi inexistente y un embolsamiento de aire muy frío.

nieve-granulada

Por su aspecto puede confundirse con el granizo, pero el granizo se corresponde con otro fenómeno meteorológico. Esta nieve es densa y fina así que debes tomar en cuenta las mismas recomendaciones para esquiar que la nieve en polvo.

Nieve Húmeda o nieve Sopa

Si las temperaturas han subido unos grados durante unos días o si las pistas han sido pasto de lluvias continuadas. La nieve se convertirá en nieve húmeda o nieve sopa. La nieve estará derritiéndose y la sensación de sujeción es sobre un suelo acuoso. Esquiar sobre nieve húmeda puede no ser recomendable si eres un esquiador principiante puesto que debes tener mucha seguridad y experiencia para deslizarse correctamente sobre esta superficie nada sencilla.

nieve-humeda

Nieve Virgen

Si llevas años practicando sky o snowboard, sabrás que la nieve virgen es el fetiche de todo buen esquiador con años de práctica en su mochila. Esta nieve es profunda y aún nadie ha esquiado sobre ella. Es relativamente fácil flotar sobre la nieve virgen si alcanzas una velocidad media o alta. Es recomendable usar esquís altos de travesía para esquiar sobre nieve virgen. No es sencillo encontrar nieve profunda virgen en todos los centros de esquí, así que si quieres disfrutar sobre este manjar del esquí  debes estar atento a las webs y redes sociales de los centros de esquí. Para los amantes de las tablas, esta nieve es la que más disfrutan por la velocidad y versatilidad que ofrece la nieve virgen al snowboard.

nieve-virgen

Nieve artificial

La nieve artificial, lejos de ser una nieve sintética de laboratorio como sugiere su nombre, no es más que copos de agua congelados exactamente iguales que la nieve natural. Aunque este agua no se convierte en agua de manera natural, el ser humano ha desarrollado un proceso artificial que crea nieve similar a la natural. La nieve la lanzan unos cañones en las zonas con cotas más bajas dentro de las estaciones, tanto para complementar algunas capas en estas zonas como para paliar los problemas derivados de la nieve más acuosa en fechas en la que esta se derrite rápido.
como-se-hace-la-nieve

Tipos de nieve artificial
  • Permasnow: Este tipo de nieve se hace mezclando agua y productos químicos. Nació en 1987 en Australia. Inicialmente su éxito fue moderado, aunque una empresa de Japón compró los derechos. Transcurridos los años hasta la actualidad, los derechos de Permasnow los tiene la compañía deportiva Nike Group.
  • Sloping ice rink: Muy parecido al hielo que se utiliza en las pistas destinadas al patinaje. Su fabricación es a través de una rejilla que tiene un sistema de refrigeración. Entonces, te preguntarás ¿En qué se diferencia el sloping ice rink del hielo de una pista de patinaje? Mientras que la pista de patinaje el hielo está pulido para facilitar la práctica de este deporte, este hielo es raspada aproximadamente unos 15 milímetros para que la sujeción de los skis sea similar a la de una nevada natural. Esta nieve tendría un pequeño inconveniente y es que la fina capa raspada puede gastarse y si terminas esquiando directamente sobre hielo, la fijación será mucho menos segura.
  • Polarsnow: La joya de la corona de nieve artificial. El combo de agua, nitrógeno líquido y aire comprimido puede fabricar nieve incluso en temperaturas  realmente calurosas cercanas a los 50ºC. La densidad de esta nieve es mayor y es más duradera.
  • Acer Snowmec: Es un sistema muy popular y se encuentra en diversos puntos de toda la geografía terrestre. Se produce y mantiene en lugares cuya temperatura media es de -3ºC. Se genera con un sistema de rejillas que enfrían el agua la pulverizan creando nieve muy parecida a la nieve polvo.
  • Ice grinding: Al contrario que el resto no es nieve como tal, pero sí que se produce de manera menos costosa respecto al resto de nieves artificiales. El misterio es simple, se pica hielo para que quede nieve. No es una manera muy conocida y se hace en muy pocas pistas.
Tipos de nevadas

La nevada es un tipo de precipitación helada. Existen 2 tipos de precipitaciones nevadas: los granizos (y sus variantes) y las precipitaciones nivales. Vamos a analizarlas:

  • Nevisca: Es breve y no suele endurecerse ni se traduce en acumulación de nieve, con lo cual no nos serviría para nevar.
  • Nevasca: Viene producida por una tormenta y puede traer hielo. Normalmente aparece en alta montaña o en latitudes altas. Esta nevada suele acumular unos 10 centímetros de nieve. Este fenómeno produce la mejor nieve natural en tus pistas favoritas.
  • Ventisca de nieve: Similar a la nevasca, pero con fuertes vientos. Reduce la visibilidad y es molesta. Aunque las pistas tengan nieve óptima para esquiar, no es agradable hacerlo en estas circunstancias.
  • Nevada por efecto lacustre: Esta nieve se crea cuando vientos de baja temperatura pasan por lugares propios de agua caliente como lagos y, raramente, mares.
  • Cellisca: Lluvia de una combinación de gotas de agua, nieve y nieve acuosa.
  • Cinarra: Pequeños granos de nieve planos parecidos a una grajea cuyo diámetro no supera el milímetro.
  • Aguanieve: Es una nieve fundida y mezclada con agua. Lo habitual es que no cuaje en el suelo, pero si se da este fenómeno se convertirá en escarcha o en placas de hielo.